fbpx

La Navidad es tiempo de paz, amor, mantitas, sofá, juergas, comilonas, reencuentros… y, también, de echar pie a tierra, mirar alrededor y comprobar si nos hemos desviado mucho del camino que nos propusimos recorrer allá por el pasado mes de enero.

También, llenar las alforjas de inspiración es una recomendable ocupación para estos días en que, si puedes, tu vida se convierte en una constante y maravillosa procrastinación. Y que mejor lugar para empaparnos con material visual de calidad que la red social más en forma ahora mismo: Instagram. La mecánica instagramer es ideal como escaparate y altavoz de cualquier disciplina gráfica o visual.

Y después de darle muchas vueltas, hemos llegado a conclusión de que, para estas señaladas fechas, nada mejor que alimentar la inspiración con un breve pero intenso muestrario de cuentas de Instagram dedicadas al antiguo, noble y complejo oficio de la rotulación a mano.

A medio camino entre el diseño gráfico, la artesanía, la pintura y, por supuesto, la caligrafía y el lettering, el actual auge de esta disciplina corre paralelo a la aparición de nuevos materiales y tecnologías de automatización de procesos de producción que, lejos de acabar con el trabajo puramente artesanal, lo han enriquecido, aportando a la rotulación y el muralismo comercial tradicional un halo de cercanía y calidez que solo la mano humana, con sus imperfecciones, es capaz de aportar.

Estas cinco cuentas que hemos seleccionado son buena prueba de ello.

Alfredo Genovese. Fileteado Porteño

Para comenzar, la cuenta de un artista, o quizá un artesano, que desempeña un oficio de connotaciones antiguas y románticas: fileteador. El porteño Alfredo Genovese se dedica al fileteado porteño, un arte decorativo de carácter eminentemente popular que nació en Buenos Aires a principios del siglo XX. Pasead sin prisas por su cuenta de Instagram y dejaos llevar por las sinuosas formas de las creaciones de Genovese. Un placer.

Antonio Tj Guzzardi

Antonio TJ Guzzardi en un maestro del lettering, un rotulista tradicional que dibuja a mano letras exquisitas, con el sabor del cartelismo tradicional, humanamente imperfecto e irresistiblemente atractivo.

Sign painters

Pintores de letreros, un oficio común que las nuevas tecnologías han convertido en una ocupación altamente especializada y llena de atractivo. El atractivo de lo manual, lo meramente artesanal que la revolución digital ha exacerbado. Sería una pena que estos oficios se perdieran; desde que comenzamos a andar erguidos, los humanos hacemos cosas con las manos, cosas realmente sofisticadas, elegantes, complejas, y con ese toque imperfecto que ninguna máquina puede reproducir porque es imprecedible. Este documental, Sign painters, ya es un clásico entre los fiebres del lettering y la rotulación artesanal, así que sigue su cuenta oficial de Instagram y disfruta de los maestros de la vieja escuela.

Mexicana de rotulación

El rotulismo tradicional hecho a mano recoge el bagaje cultural y social de cada lugar donde se produce, esto es natural. Así, el proyecto Mexicana de Rotulación pone de relieve que el placer y la necesidadde pintar letras es universal. Atención especial a sus impagables videos tutoriales.

Rotulación a mano

En Madrid, una ciudad con una riquísima tradición de rotulos y reclamos comerciales hechos a mano, como esos maravillosos letreros pintados sobre cristal, Diego Apestigua, está empeñado en dos frentes de batalla: por un lado, recuperar el rico patrimonio de letreros comerciales tradicionales por sus indiscutible valor histórico, urbanístico y visual; y por otro, en mantener vivo el oficio de rotulista y muralista. Y vaya si lo está consiguendo.

Letreros hechos a mano, amor a primera vista para letradictos incurables.